19/09/2019


Noticias de guion

La negatividad, según Borja Cobeaga

Cobeaga
Cobeaga

El director y guionista Borja Cobeaga reflexiona en este artículo que publica El Periódico sobre la negatividad como criterio a la hora de analizar las obras cinematográficas.

Hay personas que se han labrado una carrera entera diciendo no. Recuerdo un guionista que era muy bien considerado por sus jefes porque todo el tiempo torcía el gesto y decía: "Bah, eso es una mierda". Sus superiores no paraban de repetir: "Este chaval tiene criterio. No se conforma con cualquier cosa. Qué suerte tenemos por contar en nuestras filas con un guionista tan exigente". Pero lo que se limitaba a hacer era tirar por tierra las ideas de los demás. Y callándose las suyas, si las tenía.

Cuando era pequeño, me gustaban casi todas las películas que veía. Con el paso del tiempo, se me puso un morro más fino y mis visitas a las salas se saldaban con resultados más negativos. Al parecer estaba pillando "criterio" y por lo tanto las películas me caían peor. Las que me gustaban, me apasionaban, pero con las demás no dejaba pasar ni una. A mis amigos les pasaba lo mismo. Era un mal común: no estaba bien visto que te gustara todo.

Siempre me ha parecido bastante triste que el escéptico, el gruñón, el "antientusiasta" sea considerado el líder de opinión, el tipo con gustos inapelables. Eso es encumbrar a los amargados. Y de ese modo, todo aquel que aspire a tener buen gusto empezará a odiar lo que le pongan delante por sistema.

Es un lugar común y bastante poco justo eso de poner a parir a José Luis Garci. Porque una de las mejores cosas que ha hecho (aparte de El crack, esa obra maestra del cine negro hispano) es tener un programa de televisión como Qué grande es el cine. El entusiasmo de Garci por el séptimo arte era contagioso. Pero entre los contertulios de Garci había algún que otro crítico que tenía puesto en la boca el "no me gusta". Y, claro, el individuo parecía la leche: era capaz de cuestionar a John Ford, a Nicholas Ray, a Rossellini... No es que tuviera cierta idea; era el criterio personificado.

Con un acierto bestial, a mí me han preguntado alguna vez: "Pero a ti..., ¿te gusta algo?". Claro que me gustan muchas cosas pero parece que sé más si pongo a caer de un burro todo lo que se me ponga en medio. Pontifico en negativo, que queda muy estupendo. No estoy contento con ser así pero repito lo que ya he dicho alguna vez: se pueden decir cosas más divertidas sobre lo que no soportas que sobre lo que te gusta. Aún así, me aplico el cuento.

© El Periódico / abc guionistas

26/06/2008 16:12:48

También te puede interesar:

Te recomendamos leer:

Si te ha sido útil la noticia y deseas compartirla con más personas puedes hacerlo desde aquí, pulsando los botones.