19/07/2018


Noticias de guion

Entrevista con Éric Lavaine: "Las comedias francesas han sabido crearse como un sello"


 

En una época en la que mucha gente se conoce a través de aplicaciones como Tinder, donde debes decidir si quedas con una persona o no; en la que la televisión o el cine da muchas opciones distintas para ver; o en la que Facebook te da hasta seis reacciones distintas para indicar lo que piensas de una publicación, el director parisino Éric Lavaine presenta su nueva película, "Historias de una indecisa / Dos amores en París / L'embarras du choix".


En ella vuelve a trabajar con la actriz Alexandra Lamy ("Vuelta a casa de mi madre / Retour chez ma mère"), quien se pone en la piel de Juliette, una mujer de 40 años a la que acaban de dejar y que es incapaz de tomar una decisión, por lo que siempre deja todo en manos de su padre y sus amigas. Todo cambiará cuando conozca a Paul (Jamie Bamber) y a Étienne (Arnaud Ducret), tan encantadores y diferentes uno del otro. Esta vez, nadie podrá elegir por ella. Éric Lavaine ha hablado con NOTICINE.COM sobre el cine francés, su nueva película y la importancia de las relaciones sociales.

- ¿Cómo definiría a Juliette?
Juliette es una mujer que es muy representativa entre las mujeres de Francia o de España. Es una chica que tiene un problema para tomar decisiones, y en la vida hay que tomar muchas decisiones. Ella antes no era así. En la vida tenemos un numero increíble de decisiones que tomar, por ejemplo, en el campo cultural. Cuando yo era pequeño había dos cadenas de televisión, ahora hay 120. En los alimentos, ahora uno se plantea ¿Qué voy a comer al medio día? Cuando antes se preguntaban ¿Hoy comeré al medio día? y esto es una de las muchas decisiones que hay que tomar, que puede llegar a ser muy angustioso. Y por esto, Juliette podría haber sido un hombre, esto también afecta a los hombres. Pero, ¿Cuál es la actitud que hay que tener cuando hay que tomar decisiones?

- En una época en la que las mujeres están alzando la voz en el cine, algunas actrices han reivindicado que una vez se llega a una edad, dejan de llamarte para interpretar ciertos papeles. Y en esta película aparece Juliette, una mujer de 40 años, como protagonista de una comedia romántica. ¿Qué opina de todo esto?
Es verdad que, en las comedias románticas, lo normal, es haber tenido a una chica de 18 años, y haber hecho una película muy de chicas, para gente joven. Pero habría sido menos interesante porque los problemas de elecciones, el si formar una familia con este hombre o con el otro, o si tener hijos, son problemas que puede tener una mujer con 40 años porque, como se dice en Francia, es el reloj biológico. No vas a tener niños con 60 años. Y, además, creo que hay demasiada discriminación con la edad en el cine, como si hubiese una etiqueta indispensable de que Juliette tuviese que ser y parecer joven. Pero, al contrario, creo que para atraer al publico tienen que ser historias auténticas y sinceras. Por eso me interesaba tener una heroína que tuviese 40 años.

- En sus últimas películas se tratan temas serios de forma cómica. ¿Dónde se encuentra el límite para convertir un tema serio, como la crisis o la muerte, en algo cómico?
Para mí no hay límite. Mis últimas películas, ya sea "Barbacoa de amigos / Entre tragos y amigos / Barbecue" que trataba sobre el desgaste de la amistad, o la de "Vuelta a casa de mi madre / Retour chez ma mère", que habla de la crisis en la familia y las envidias entre los hermanos; y esta que es una mujer que no puede decidir, de hecho, son dramas. Y yo los trato como dramas, pero en los dramas hay comedia, mi único límite es que las cosas divertidas no vienen a esconder la verdad, mi objetivo, ese es mi único límite. En la escena del cementerio, para hacer reír no hace falta hacer caer el féretro, porque eso no es lo interesante. Intento hacer que las historias sean lo más reales posibles, y siendo realistas también se puede ser gracioso.

- En la película, tanto los protagonistas como los personajes más secundarios están tratados con mucho cariño y con unas historias muy completas…
Para mí eso es parte de una buena educación que se debe a los espectadores. Yo no quiero que las cosas se dejen como de lado, porque una película es un conjunto de cosas. Y no es porque es un personaje secundario, hay que tratarlo mal. En el conjunto de mis películas, me encanta realmente que todos los personajes tengan una historia, un recorrido. Por ejemplo, el padre de Juliette, que trabaja en el restaurante, que es un hombre depresivo. Y que de repente, tiene esta amistad filial con el personaje de Arnaud (Ducret), que es algo totalmente posible. Se puede comparar con una comida: si el plato principal es delicioso, pero, luego, por ejemplo, los entrantes no están bien, entonces es un fracaso.

- En esta película ha unido dos temas sociales importante, como son la amistad y la familia, y que ya trató en sus anteriores películas por separado. ¿Qué importancia tienen para usted?
Para mí es fundamental, es nuestra vida. Estar solo en lo que podría ser el éxito o el fracaso no tiene ningún interés. Y en nuestra vida es eso. Ya sabemos que elegimos a nuestros amigos. Y en esta película se trata de una amistad muy nueva, no hay la pesadez que se sentía en la amistad de "Barbacoa de amigos / Entre tragos y amigos / Barbecue". Es una amistad muy simpática. Yo no puedo concebir la vida sin familia o sin amigos, y que haya gente que, por exilio, o por problemas económicos tengan que estar lejos de su familia, me parece un horror. Yo tengo un amigo que, por problemas de dinero, se ha tenido que ir a trabajar a Portugal, a mí me encanta Portugal, pero está lejos de su familia y de sus amigos. En esos casos estas lejos de lo más importante de la vida.

- ¿Cómo ve el cine francés actualmente?
Bueno, el cine francés fue salvado por lo que se llama la Excepción Cultural. Ha sido apoyado. Y cuando nos dimos cuenta de que en Europa había un cine más potente en los años 70, el cine italiano, y ya no existe el cine italiano como tal. El cine español también ha sufrido mucho. Y en Francia hemos logrado mantenernos y es con las que se conoce como comedias francesas, que ha sabido crearse como un sello. Y es cada vez más presencia de las películas francesas en otros países. Por ejemplo, al igual que está muy presente que el cine americano es muy fuerte en las películas de acción, está también la marca comedia francesa. Y, por otro lado, el tema de la comedia en Francia ha avanzado mucho desde "Intocable / Amigos / Amigos intocables / Intouchables", que fue la película realmente perfecta, al mismo tiempo que era interesante y estaba bien hecha. Y esto no ha hecho esforzarnos en hacer mejores películas.

- ¿Cuáles son sus referentes a la hora de escribir y rodar una película?
Yo tengo la suerte de ser autor y director, entonces lo que intento es visualizar lo que voy a escribir y, sobre todo, no escribir cosas inútiles. El problema cuando uno escribe es que uno se apega a lo que ha escrito y luego nos cuesta mucho quitarlo. Y a mi lo que me guía para escribir cada una de las secuencias es que, para el cine, para el teatro es otra cosa distinta, pero en el cine hay un arco dramático y cada secuencia tiene que hacer progresar ese arco o que construya a los personajes.

- ¿Cree que la comedia romántica es un genero aun con capacidad de innovación?
Sí. La cosa es que no me planteo eso cuando escribo un guion. Yo no planteo si va a quedar una comedia romántica o no. Yo cuento la historia como me gustaría que sucediera, no la encasillo en todo esto. Pero, por ejemplo, si que hay cosas que hay que elegir, incluso a los chicos. Cuento una historia y luego se encasilla como se quiera, pero no me planteo la cuestión. Pero hay un campo, dentro de la comedia romántica, que hay que incluir para que sea algo más romántico, como filmar en Paris o Escocia, los paisajes, incluir a un hombre que sea anglosajón. Pero no busco encasillarla. De hecho, todo se puede renovar. Como en la música, el 70% de las canciones están hechas con tres acordes y todas son distintas, y en el cine, de alguna manera es verdad que hay historias que ya se han contado, como el romance entre en hombre y una mujer, pero hay que buscar el contarlos de una forma distinta. También influye mucho la época en la que vivimos, estamos tan acostumbrados a tener cosas. El público está más acostumbrado a ver hermosas imágenes, y no se le puede enseñar cosas mediocres. En la televisión hay cosas, visualmente, extraordinarias, así que hay que mantener el nivel.

- Para terminar, ¿Cuál va a ser su próximo trabajo?
Voy a rodar una película en dos meses. La historia de una amiga que ha escrito un libro su vida y sobre un hecho. Ella se ocupa de su marido que es minusválido después de haber tenido un accidente en una motocicleta, y en este libro ha tenido la idea de escribir sobre sus amigos, quienes lo han tomado muy mal. Y después de esta película tengo pensado rodar la segunda parte de "Vuelta a casa de mi madre / Retour chez ma mère", donde la madre hace obras en su casa y se debe mudar a casa de su hija.

abcguionistas

15/03/2018 12:18:24

También te puede interesar:

Te recomendamos leer:

Si te ha sido útil la noticia y deseas compartirla con más personas puedes hacerlo desde aquí, pulsando los botones.