20/12/2014


Noticias de guion

Toni Boix entrevista a Rafaël Nieves, guionista de cómic


 

Toni Boix: ¿De dónde proceden tus raíces hispanas?

Rafael Nieves: Nací el 24 de Enero de 1960 en Chicago, Illinois, USA, pero mis padres era puertorriqueños, lo cual me convierte en puertorriqueño a mí también.

Toni Boix: Muchos autores norteamericanos de origen latino, como los Hernandez Bros, Rags Morales o tú mismo, parecéis apelar a vuestras raíces a pesar de que no habláis ya el idioma de vuestros padres ¿A qué crees que es debido? ¿No te parece el idioma uno de los elementos fundamentales de una cultura? ¿A qué apeláis cuando habláis de "Latin Vibe"?

Rafael Nieves: Bueno, no puedo hablar por "Los Bros" o por Rags, pero en lo que respecta a mí: Recuerdo que mi padre solía decirme que el inglés era un idioma importante y que yo tenía que aprender a hablarlo, leerlo y escribirlo muy bien para poder hacer dinero! Cuando era niño hablaba mejor que hoy en día el español pero, a medida que fui creciendo, mis padres me seguían hablando en español mientras que yo les contestaba en inglés. Mi hermano y mis hermanas ahora hablan español mejor que yo, pero yo hablo ingles mejor que ellos!
No obstante, a pesar de que estoy de acuerdo en que el idioma de tus padres es una parte importante de tu herencia cultural, eso no significa que sea la única. Sé que SIENTO como puertorriqueño, sé que mucha gente me trata como puertorriqueño, así que nunca olvidaré lo que soy y de dónde vengo. Creo que ese es el motivo también de que siempre aparezcan personajes pertenecientes a minorías, étnicas o no, en mis cómics. Quiero asegurarme de que se mantiene un "equilibrio", porque el mundo no está solo hecho de gente blanca.
En realidad soy capaz de hablar en español y puedo leerlo bastante correctamente, pero por el bien de esta entrevista he elegido no escribirlo para no tener que avergonzarme de mí mismo.

Toni Boix: ¿Es muy duro hacerse un lugar como guionista de cómics en los Estados Unidos?

Rafael Nieves: No es difícil encontrar trabajo como guionista, lo difícil es encontrar quién te pague (Risas)! En serio, me encantaría ser un escritor a tiempo completo, pero puesto que no puedo, me siento afortunado de tener un trabajo durante el día y una comprensiva mujer que también tiene trabaja.

Toni Boix: ¿Qué es Arts Industria Studios?

Rafael Nieves: Arts Industria era un estuido fundado por el artista, escritor, editor y diseñador Ken Holewczynski, conocido por entintar muchos de los números del comic book Mr. X. Ken y yo trabajamos en algunos proyectos juntos, entre ellos el comic book para adultos Precious Metal que nos auto-editamos, así como también en Orlak (historia de misterio/ciencia ficción) y la adaptación de la película de cine mudo Nosferatu, ambas publicadas por Caliber Press. Arts Industria ya no existe, pero Ken y yo hemos hablado sobre trabajar juntos de nuevo en un futuro próximo. Creo que es alguien con mucho talento.

Toni Boix: Tu único trabajo para una de las grandes editoriales fue Hellstorm (Marvel), serie en la que participaste durante siete números. ¿Cuáles fueron las razones por las que saliste de la serie? ¿Has intentado alguna otra vez volver a trabajar para Marvel o DC o hay motivos que hacen que no te interese ser contratado por ellos?

Rafael Nieves: Quisiera aclarar que yo solo guionicé los números 1,2,3 y 6 de Hellstorm e hice el argumento para el número 4. La razón por la que dejé de trabajar en la serie fue porque me despidió su editor, Fabian Nicieza. Y por un buen motivo; siempre entregaba con retraso los guiones. Pero la versión extendida de lo que paso sería ésta: Cuando se me ofreció trabajar en la serie, entendí que se trataría de un comicbook de horror sobrenatural sobre el Hijo de Satán. Una vez que conseguí el encargo se me dijo que no había ningún Infierno en el Universo Marvel. Eso hizo muy difícil escribir una colección como esa. También se me dijo que tendría que escribir al estilo Marvel, esto es, primero se escribe un argumento, luego se hace el dibujo y, sólo después, es cuando realmente se escriben los diálogos y los textos. Eso me resultaba muy difícil de hacer. A mí me gusta escribir guiones detallados, con todo el diálogo y los textos de apoyo en su lugar para que el dibujante sepa exactamente qué es lo que pretendo y exactamente qué es lo que los personajes están diciendo y haciendo. No obstante, puesto que se me consideraba un guionista ‘novato’, tuve que trabajar de la otra forma. Además, tuve algunos problemas con el dibujante, Michael Bair. Yo escribía una escena de una determinada manera y él la dibujaba de otra. Siempre tenía la sensación de que mi guion iba por detrás del dibujo. Cuando lo hablé con Mike, llegamos a entendernos. Yo estaba escribiendo un comic book de terror para adultos y él estaba dibujando un comic book para adolescentes! Así que tuve la impresión de que la balanza estaba en mi contra. Quiero dejar claro que considero a Michael Bair un dibujante genial y una persona muy agradable, pero en esos momentos tuve muchos problemas trabajando con él. Y encima estaba pasando a través de un proceso de divorcio, o sea que mi vida era un verdadero lío! A pesar de todo eso, me siento muy orgulloso de lo que hice en esa serie.
Después de ser despedido, decide trabajar durante un tiempo para el mercado independiente, donde podría escribir guiones completos y sentiría que estaba siendo tratado con la justa medida de respeto. La siguiente cosa de la que me di cuenta, al cabo de los años, es que había pasado el tiempo y aún seguía trabajando en la esfera independiente!
Me encantaría trabajar para Marvel y/o DC de nuevo, si tan sólo pudiera convencer a algún editor de cualquiera de las dos editoriales de que soy un buen guionista!

Toni Boix: ¿Cuáles piensas que son tus cualidades como guionista y cómo sueles enfocar tus historias?

Rafael Nieves: Creo que tengo muy buen oído para los diálogos. Me encanta escribir de manera natural y tratar de darles a mis personajes un tono realista. Intento escribir mis historias y mis personajes de la manera más realista posible, tanto si son superhéroes como monstruos o gente corriente. Les doy a todos emociones humanas.
Todas mis historias giran alrededor de la condición humana; ¿qué es lo que nos hace ser nosotros mismos? Amamos, odiamos, luchamos, tememos, honramos, defendemos… Todo eso son emociones universales y trato de darles a todos mis personajes y a todas mis historias esa sensibilidad.

Toni Boix: Rastreando tu producción, puede verse que has trabajado con el género policiaco, el terror y las historias con una cierta carga de compromiso social, así como el complicado mundo de las relaciones afectivas. ¿Son esos tus centros de interés? ¿Qué te atrae de ellos?

Rafael Nieves: Tienes la respuesta en lo que te he dicho antes! No, en serio, para mí las mejores historias son las que reflejan la vida. Me encanta Superman, pero no lo leo. Es demasiado poderoso, demasiado ‘super’. Si alguien me pidiese que escribiera una historia sobre Superman story, me gustaría hablar sobre el hecho de que es un huérfano, de que es muy diferente de cualquier otro ser humano normal. Escribiría sobre la soledad de ser él, ese ser de otro planeta que adopta nuestro mundo pero aún se esconde en él (como Clark Kent). Escribiría sobre lo frustante que tiene que ser el hecho de ser un alien, alguién diferente, que defiende y salvaguarda nuestro planeta a pesar incluso de que muchos seres humanos son ignorantes, racistas y de mente cerrada. ¡Qué difícil e injusto tiene que ser!
Escribo horror y ciencia-ficción porque estos géneros me permiten contar historias sobre la condición humana, pero lo esconden o lo encubren debajo de una capa de fantasía. Si pudiese escribir un comic romántico o uno de acción pura y dura o un drama, lo haría. Es una de las muchas cosas que deploro de la situación del comic en los Estados Unidos. Mucha gente, si algo no es de superheroes, ya no quieren leerlo. Por eso admiro tanto los cómics europeos o japoneses: allí podéis contar casi cualquier tipo de historia que deseéis!
Durante muchos años era conocido como el tío que escribía cómics "realísticos" con diálogos buenos y naturales. Ahora la gente me llama el tío que escribe comic-books "socialmente relevantes". ¿Cómo he llegado hasta eso? No lo sé! En mi opinión sólo escribo sobre la vida y las cosas que pasan en la vida. Te daré un ejemplo: Cuando Moonstone, mi actual editorial, empezó a hacer comic-books basados en personajes famosos de serie negra , el editor, Joe Gentile, me pidió que le escribiera algo. Pensé sobre qué personaje me gustaría escribir. La mayoría de los buenos ya habían sido cogidos. Y entonces recordé ver las viejas películas de Mr. Moto en la televisión, los domingos por la mañana. Las pelis de Moto se emitían cada tercer domingo, mientras que los otros se dedicaban a Charlie Chan o Sherlock Holmes. A mí me encantaba Peter Lorre dando vida al agente japonés de la Interpol y pensé que sería un personaje interesante para un comic book. Cuando Joe consiguió los derechos tuve que ponerme a buscar una historia!
Recordaba haber leído sobre los campos de concentración de la Segunda Guerra Mundial donde los americanos de origen japonés eran retenidos porque los Estados Unidos tenían miedo de tener espías entre ellos. Pensé, ¡Guau, que época más interesante y terrible! Así que decidí ambientar mi historia justo después de la Segunda Guerra Mundial y centrarla alrededor de un joven americano japonés cuyo padre había sido asesinado en un campo. Sabía por los libros donde Mr. Moto apareció por vez primera que el personaje era un nacionalista japonés criado en América. No era un aliado en absoluto. En las películas, por el contrario, el trabajaba para la INTERPOL.

Fuera como fuese, mezclé todos esos ingredientes y me salió Welcome Back, Mr. Moto. El dibujo está bellamente realizado por Tim Hamilton y creo que conseguí contar una interesante historia de género negro. No pretendía sermonear haciendo comentario social o denunciando lacra ninguna , sólo quería contar una buena historia. Después de eso, Joe me pidió que escribiera una historia del Hombre Enmascarado, y me dijo que quería algo "sustancioso". Así que cree la historia que hice, en la cual sólo se trataba de contar la historia de un dictador que escapa a los Estados Unidos pero que aún sigue practicando sus viejos trucos!

Toni Boix: Tu historia para The Phantom aglutina en una sola obra casi todos esos aspectos heróicos, terroríficos y socialmente comprometidos. ¿Cómo fue trabajar en el personaje de Lee Falk? ¿Estabas familiarizado con él o fue toda una sorpresa el descubrirlo?

Rafael Nieves: Fue un honor trabajar en un personaje tan genial como el Hombre Enmascarado, pero también algo desquiciante. Tenía cierta familiaridad con el personaje por haber leido muchas de sus tiras cuando niño. Pero parece como si el personaje se hubiese ido… debilitando con el paso de los años . No leo demasiados comicbooks en la actualidad. Por una parte, no tengo tiempo para hacerlo, y tampoco quiero quedar influenciado por algo que he leido y aplicarlo inadvertidamente a mi propio trabajo. Cuando Joe Gentile me pidió que escribiera una historia para el Fantasma, tenía la opción de leerme los números previos que Moonstone había publicado, pero preferí no hacerlo. Quería escribir MI historia del Fantasma, basándome en lo que recordaba del personaje y en lo que Joe quería ver. Joe tiene una idea muy clara de lo que yo puedo hacer con una historia y tan solo me dio ciertos parámetros. El que más me quedó fue que quería ver a un Fantasma en cierta manera más oscuro. Mi primer borrador para la historia ciertamente tenía eso, excepto por un error evidente: el Fantasma le disparaba a alguien y lo mataba! Cierto, era en legítima defensa y sucedía en medio de un tiroteo, pero Los que Mandan me informaron de que el Fantasma nunca dispararía a matar. ¡¿Y entonces - me lamenté - por qué lleva dos automáticas?!
Es un hecho evidente que nuestra sociedad se ha vuelto un poco demasiado… segura, un poco demasiado políticamente correcta. Me sentí algo así en referencia al Fantasma cuando me dijeron eso de que nunca dispararía a matar, ni que fuese en legítima defensa. A pesar de que no tengo ninguna pistola, de que nunca he disparado ninguna y de que nunca me ha interesado tener ninguna, personalmente pienso que el Fantasma responde a unos estándares más altos que los míos propios. ¡Es el protector de toda una nación repleta de personas, por Dios!
De todas maneras, en mi opinión la escena aún funciona a pesar del cambio. Y, de hecho, voy a tocar este mismo tema en la nueva historia del Fantasma en la que estoy trabajando! Pero no puedo decirte nada más que eso en estos momentos. ¡Tengo que mantener encendida la llama del misterio!
También quiero aprovechar la ocasión para agradecerle a Bryan Shedden su ayuda en hacer que mi historia del Fantasma sea tan fiel como es posible al espíritu de lo creado por Lee Falk.

Toni Boix: Al principio de la historia, el gobierno de los USA parecen estar de parte del malo, pero luego se descubre que el único corrupto era Mason, el enlace gubernamental. ¿Qué te hizo orientar el argumento de esa manera? ¿La prudencia? ¿El respeto hacia el gobierno de tu país?

Rafael Nieves: Creo que en cualquier gobierno, en cualquier colectivo humano, existe lo bueno y lo malo. A la vez que creo que es cierto que los Estados Unidos han cometido su ración de errores y han aceptado – o deberían hacerlo – su parte de responsabilidad sobre cómo es el mundo que hoy tenemos; sé también que esta nación, como tantas otras, intenta ser y es inherentemente buena. La culpa es de algunas personas equivocadas, trabajando entre bastidores muchas veces, que toman decisiones que devalúan nuestras buenas intenciones. He visto a buena gente, en mi vida, intentando hacer lo correcto, sólo para que se lo desbaraten otros con ansías de poder y usando ese poder sólo en beneficio propio sin tener en cuenta el bien común. Fue fácil hacer que Mason fuera el malo cuando tenía a alguién como el agente Palmer luchando en el lado de los Buenos. Supongo que es tan solo un equilibrio que intento mantener en mi manera de escribir; no todo el mundo es del todo bueno, no todo el mundo es del todo malo.

Toni Boix: Los personajes de Vampire: The Masquerade parten de una idea muy arquetípica al tratarse de un juego de rol. ¿Ha sido difícil dotar de originalidad a tus historias en un entorno tan limitado como ese?

Rafael Nieves: Cuando Moonstone, en la persona de Joe Gentile, se acercaron a mí por primera vez con la idea de hacer historietas sobre franquicias, crucé los dedos esperando a que me pidiese que guionizara Kolchak! En lugar de eso, me dio Vampire, basado en un juego de rol, que es algo que a mí nunca me ha interesado, traten de lo que traten! No me gustan los juegos de rol, no soy bueno jugando a ellos, así que, naturalmente, yo era la elección perfecta (risas)!

Creo que una de las razones por las que Joe me pidió que hiciese ese cómic fue por mi bagaje con los cómics de vampiros. Yo había escrito Cold Blooded, un comic de vampiros para Comico/Northstar, así como la adaptación de Nosferatu, con Ken, para Caliber. Y tengo un par de ideas más sobre vampiros que aún no he podido realizar, así que Joe supuso que sería elección natural.
Me dio todas las Biblias sobre los juegos de White Wolf Vampire, todos los libros sobre los clanes. Incluso organizó una partida para mí, para que pudiera hacerme una idea de cómo era el material original. Al final, no obstante, fueron mis propios deseos e intereses los que me llevaron a contar las historias que conté. Por suerte, los tres números que hice fueron bastante bien recibidos.
Después de esos tres primeros números decidí dejar la serie. A pesar de que disfrutaba trabajando en la serie, me sentía constreñido por el hecho de tener que asegurarme de que cada historia encajaba en su retrato de ese clan en particular, puesto que White Wolf exigía esa garantía. Y aunque revisaron y aprobaron cada guion con cambios mínimos, yo sentía que mi capacidad para contar la mejor historia de vampiros posible estaba condicionada simplemente en virtud del hecho de que debía intentar contar "fieles" historias de vampiros. "Fieles" en cuanto que pertenecientes a este particular propietario de esta particular serie de vampiros. Y creo que los guionistas que han continuado la serie han hecho un trabajo genial, tanto a la hora de contar historias emocionantes como de mantener la coherencia con el material original.

Toni Boix: ¿Cuál fue tu participación en Tales From the Heart, trabajo en el que Cindy Goff explica su experiencia como voluntaria de los Cuerpos de Paz en la República Centroafricana?

Rafael Nieves: Conocí a Cindy Goff en 1986 o 1987, cuando ella y yo estabamos los dos trabajando en una pequeña agencia de publicidad. Nos hicimos amigos y un día le pedí si no le importaría teclearme alguno de mis poemas y alguna de mis ideas para los cómics. Ella accedió. Sabía que yo estaba intentando entrar en este mundillo. Un poco más tarde, fascinada, como mucha otra gente, por la idea de usar los cómics para contar las peripecias de uno, empezó a contar sus experiencias como voluntaria de los Cuerpos de Paz en África Central. Ella había mencionado que quería escribir esas experiencias, pero no sabía si le interesarían a nadie. Parece ser que había escritos ya un buen número de libros sobre los Cuerpos de Paz. Mientras escuchaba sus historias supe que serían geniales para un cómic. Acababa de salir el Whatchmen de Alan Moore y Dave Gibbons, al igual que el Ronin de Frank Miller, y yo sentía que era el momento justo para presentar un tipo de cómic más adulto, con situaciones y sensibilidad adulta. Por adulto, por supuesto, no me estoy refiriendo a pornográfico, sino a historias trabajadas, de estructura compleja y con temas maduros. Los únicos cómics que he escrito con escenas sexualmente explicitas son ‘Arianne’ y ‘Precious Metal’. ‘Arianne’ es el más sexualmente explicito de los dos, pero en su momento sentía que era importante hacer la historia de esa manera. Volviendo a la pregunta, Cindy estuvo de acuerdo y, con el artista Seitu Hayden dibujando, creamos la propuesta para Tales From The Heart (TFTH).
Mis aportaciones a la serie fueron básicamente las de un editor y co-guionista. Editor, en todo aquello referente a la estructura y el fluir de la historia, introduciendo momentos dramáticos, reordenando el orden de los acontecimientos para conseguir un mayor impacto. Como co-guionista, aportando nuevas ideas. Recuerda que TFTH no era una serie autobiográfica. Aunque sí que se basaba en hechos reales, teníamos mucha libertada a la hora de expresar ciertas ideas.
Nuestra primera editorial fue Entropy Press, una compañía de Minneapolis, Minnesota, curiosamente, el lugar donde había vivido Cindy antes de trasladarse a Chicago. Publicaron dos números y luego la editorial quebró. Casi instantaneamente, Dan Vado, el propietario de Slave Labor Graphics, contacto con nosotros porque quería que continuásemos la serie para él. Le dijimos que el comic no se estaba vendiendo muy bien. De hecho, estaba vendiendo muy poco. Pero Dan dijo, y yo le estaré siempre agradecido por eso, "Esta historia me gusta mucho y quiero ver hacia dónde va y cómo acaba. ¡Si no la publico yo. nunca lo sabre!"
Así que Slave Labor publicó la serie desde el número 3 hasta el 11, creo. A pesar de que no vendió nunca más de 500 ejemplares, creo, fue un éxito de crítica y nos abrió muchas puertas a Cindy y a mí. Trina Robbins nos invitó a hacer una historia para Strip Aids, los libros para recoger fondos para la lucha contra el SIDA. Joyce Brabner, esposa de Harvey Pekar, escribió una reseña muy bonita sobre la serie en una artículo para el Utne Reader; Cindy y yo conocimos a algunos autores de cómic maravillosos. TFTH fue propuesta dos veces para serie de television, una de las veces por Aaron Spelling, el de los Angeles de Charlie y Beverly Hills: 90210, aunque que el proyecto nunca tiró adelante. Tuvimos a un gran promotor en Lou Bank, que trabajaba en el departamento de ventas de Marvel comics, puesto que el cómic le encantaba. Lou fue crucial en el hecho de que Epic, la línea de Marvel con proyectos propiedad de sus autores, publicase dos especiales a color de TFTH: The Temporary Natives y Bloodlines. Bloodlines estuvo nominada para dos premios Eisner en 1993. A raiz de Tales From The Heart, a Cindy le encargaron escribir una miniserie de cuatro números en DC llamada Metropolis SCU. Y a mí me fue ofrecido guionizar Hellstorm. El mejor momento de todos fue cuando Cindy recibió una llamada de Neil Gaiman para decirnos cuánto le encantaba la serie. Neil también nos recomendó en DC para que nos encargáramos de una continuada sobre Black Orchid que querían hacer para cuando su miniserie acabase. También escribió la introducción para el primer recopilatorio de TFTH.
Pero al final la serie tuvo que acabar antes de tiempo. Era demasiado difícil continuar trabajando con ella con aquellas bajas ventas. Cindy volvió a Minnesota, se casó, y yo me fui para Hellstorm.
Hace poco ha habido de nuevo algún interés en TFTH, quizás como una serie de televisión o algo así. Cindy tiene los derechos de la serie, así que probablemente ella se encargará de todas las cuestiones legales. Sería bonito que pasara, pero… estamos hablando de Hollywood al fin y al cabo (risas)!

Toni Boix: Hay algunas obras tuyas especialmente inaccesibles para el lector español y de las que apenas sabemos nada. ¿Nos podrías explicar alguna cosa sobre trabajos tuyos como Cold-Blooded, Crime Illustrated (Caliber Comics) y Caribbean conflict?

Rafael Nieves: Han salido tanta series desde que hice Cold-Blooded y Crime Illustrated que ni siquiera sé cuál es esa última! Tendremos que hacer otra entrevista para hablar sólo de esos trabajos! Algunas de las otras cosas que he hecho son Mr. Moto, por supuesto; Vampire: The Masquerade, números 1-3; Romancer; Dark Cloud; Chillin’s: Fey y muchos más!
Creeme, desearía que el público español tuviera acceso a un montón de ellos! ¿Conoces a algún editor español que pudiera estar interesado? Tú podrías traducirlos, Toni! Durante años he querido escribir para editoriales europeas. Siento que tienen mayor respeto por sus autores y mucha gente me ha dicho que tengo una sensibilidad bastante europea!


Para acabar, quería darle las gracias a Toni Boix. Primero, por leer y disfrutar con mi historia para el Hombre Enmascarado y por su genial reseña. Y segudo, por darme la oportunidad de comunicarme con todo un colectivo de lectores de cómics a los que no hubiera tenido la oportunidad de llegar de no ser así. Espero que todos disfrutéis con mi trabajo y que intentéis encontrarlo. Yo mismo soy un gran aficionado a los cómics europeos y creo que los cómics americanos podrían beneficiarse de seguir vuestro ejemplo!
Me gustaría añadir que también hago algún trabajo de diseño que puede verse parcialmente en mi página web, www.hyperthetical.biz, donde en breve también colgaremos esta entrevista en su versión inglesa.

 

Extraído de la entrevista de Toni Boix para Zona Negativa.

19/09/2008 17:24:54

Si te ha sido útil la noticia y deseas compartirla con más personas puedes hacerlo desde aquí, pulsando los botones.