20/10/2020


Noticias de guion

Arriaga decide ser, además de guionista, director y productor

Arriaga
Arriaga

Guillermo Arriaga prefiere el término "escritor cinematográfico" al de "guionista" porque, mientras el segundo es "un oficio", el primero implica ser "autor", explica quien ve en el cine "una droga de la que siempre quieres más", por lo que ha decidido ampliar sus tareas a las de director y productor.

Arriaga, quien saltó a la fama con los guiones de "Amores perros" y "21 gramos", ambos dirigidos por el cineasta mexicano Alejandro González Iñarritu, firma ahora "Los tres entierros de Melquíades Estrada", que se estrena el próximo viernes, supone el debut en la dirección del actor Tommy Lee Jones y cuya colaboración ha reportado a la estrella de Hollywood el premio al mejor actor en Cannes y al escritor mexicano la Palma al mejor guion.

El autor, en conversación telefónica con Efe desde México, explica cómo Tommy Lee Jones le llamó tras ver "Amores perros" para proponerle un remake: "Le contesté: 'yo no hago remakes'. Pasó el tiempo, sucedió lo de las Torres Gemelas y volvió a llamarme para conocerme. Hablamos mucho, nos fuimos de caza juntos y me dijo 'escribe lo que quieras'".

Así surgió el germen de "Los tres entierros de Melquíades Estrada", en la que Arriaga cuenta, según sus propias palabras, "una historia de amistad y justicia", con el telón de fondo de la frontera entre Estados Unidos y México.

"Habla de la amistad entre un vaquero texano y uno mexicano que muere asesinado y de cómo su amigo cumple la promesa que le hizo de llevarlo a enterrar a su tierra", explica este autor que confiesa no dedicar ni un minuto de su tiempo a investigar un tema antes de escribir sobre él, puesto que siempre parte de sus experiencias vitales y de su imaginación.

"Hay mucho de vivido en esta historia. Soy cazador y he ido mucho de caza por esa frontera junto a campesinos que se han convertido en amigos íntimos", apunta Arriaga, quien explica que es imposible no sentirse fascinado por ese espacio "de inmenso desierto y con una increíble mezcla de culturas. Es distinta a cualquier otra, tiene mucho peso".

De ahí que "Los tres entierros de Melquíades Estrada" se haya convertido en la primera entrega de una trilogía sobre la frontera, a la que seguirá "Los cuatro elementos", donde narra una historia de amor, y "El sol de los vendados", en la que abordará la pena de muerte. Por esta tercera parte Arriaga siente "un amor tan especial" que ha decidido dirigirla él mismo.

Con esta trilogía, el escritor mexicano quiere -dice- "explorar la condiciones sociales de las relaciones entre México y EU, cargada de racismo frente a los inmigrantes. Es hora de que ambos pueblos dialoguen. Ellos dicen que tienen que proteger la frontera, pero los norteamericanos necesitan un 15 por ciento de fuerza laboral al año, y en su país sólo tienen un cinco por ciento. Necesitan a los inmigrantes, pero, aún así, no dejan de poner en peligro sus vidas".

Trabajar al lado de Tommy Lee Jones, quien también protagoniza el filme, ha sido para Arriaga similar a hacerlo con González Iñarritu: "Fue genial. Tommy es un gran amigo, tiene fama de duro, pero es noble y leal. Compartimos gustos literarios, cinematográficos y vitales y él no es de los que se cree la parafernalia de Hollywood. En cuanto al trabajo, me dejó participar en todos los procesos de la película", comenta el escritor, quien confiesa: "El cine es una droga, siempre quieres más. Escribir es un trabajo a veces muy solitario y sientes el deseo de involucrarte para controlar tu obra".

Porque para Guillermo Arriaga, sus guiones son "obras". "Yo no hago guiones, sino obras -explica-. El guionista es un hombre de oficio que resuelve los problemas del creador, mientras que el escritor es el autor de la película. Yo no trabajo para los directores o los productores, trabajo junto a ellos".

Para este autor que dice utilizar como referente esencial para sus obras "la vida", la razón por la que escasean los buenos textos en el cine reside en que "estamos perdiendo la capacidad de mirar a nuestro mundo interior y así procesar las experiencias vitales. Cada vez nos estamos reduciendo más a las pantallas, ya sean las del DVD, el ordenador o el móvil... Y no nos queda un momento para la reflexión", explica.

EFE

14/02/2006 08:59:41

También te puede interesar:

Te recomendamos leer:

Si te ha sido útil la noticia y deseas compartirla con más personas puedes hacerlo desde aquí, pulsando los botones.