20/06/2019


Noticias de guion

Colomo firma con París y Oristrell el guion de "Rivales"

Oristrell, Sardá y Colomo
Oristrell, Sardá y Colomo

Fernando Colomo regresa a las pantallas de España con la comedia "Rivales", una cinta que trata sobre la violencia y el miedo, que busca hacer un análisis de las relaciones humanas. Con la estructura de una road-movie, el realizador se vale de un reparto multitudinario y reconocido: Ernesto Alterio, Gonzalo de Castro, Santi Millán, Juanjo Puigcorbé, Goya Toledo y Jorge Sanz.

Escrita por Colomo junto a Inés París y Joaquín Oristrell, "Rivales" desarrolla su historia en torno a dos equipos de fútbol infantil que se enfrentan en la gran final que va a decidir la Liga. Pertenencen a dos ciudades (Madrid y Barcelona) que el deporte ha convertido en rivales. Padres e hijos de uno y otro club emprenden un viaje de cientos de kilómetros para llegar a la competición que se celebra en Sevilla. Y en ese viaje, la rivalidad empieza a asomar por otros campos que no son los de fútbol precisamente.

Sobre la cinta, que se estrena el próximo 27 de junio, habla Colomo en esta entrevista, desnudando la génesis del largometraje, sus motivaciones y la moraleja de esta historia.

- ¿Qué es lo que le ha llevado a rodar una comedia a partir del mundo del fútbol?
El mundo del fútbol es solo un pretexto. Quienes han llevado a sus hijos deportistas a partidos (fútbol, baloncesto…) saben que se produce una extraña convivencia con el resto de los padres. Normalmente no tienen nada que ver, incluso pueden ser de mentalidad opuesta, pero hay algo que les une, un equipo, una camiseta, y sobre todo un enemigo común: el rival a batir, o si se puede, a humillar. Y la violencia está continuamente presente, puede saltar con cualquier chispazo.

- ¿Por qué ha planteado “Rivales” desde un punto de vista coral?
Nunca había rodado una película tan coral. Yo he creído siempre en el protagonista como motor de la historia. Pero en este caso hay cinco historias y cada una tiene sus protagonistas y antagonistas. Pero no se trata de una película de episodios. Aquí todos se van integrando (o desintegrando) al final.

- ¿Cómo ha sido la colaboración con Joaquín Oristrell e Inés París?
Joaquín hizo el planteamiento. Su hijo mayor (15) juega en el equipo de fútbol del colegio y él le acompaña todos los domingos. A Inés le había pasado lo mismo con su hija (en baloncesto) y yo había pasado por lo mismo con el mío, de forma que la idea cuajó enseguida. Trabajé con ellos todo el rato mientras desarrollaban el guion.

- “Rivales” tiene una estructura clásica de “road movie”. ¿Qué es lo que te ha interesado de esta estructura?
La estructura es más bien muy moderna ya que el tiempo fílmico no transcurre linealmente. Digamos que en el primer y segundo acto cada historia avanza linealmente. Es decir volvemos al kilómetro cero de este viaje con cada nueva historia. Esto daba unas posibilidades muy apetecibles e irónicas entre los personajes y el narrador. Se establecieron unos puntos (restaurante en carretera, gasolinera…) en los que coincidían los distintos vehículos o grupos. Fue muy divertido profundizar en estos aspectos de guion que no son nada habituales en el género de comedia.

- Desde un punto de vista de producción, filmar una “road movie” habrá complicado mucho el rodaje
“Rivales” es quizá la película más complicada de producción con que me he encontrado. Como toda road movie transcurre prácticamente en exteriores, algo que siempre complica el rodaje. Además, en nuestro caso, el variar los vehículos y sus conductores hacía que los planes de rodaje fueran bastante complejos. Súmale a todo esto el que algunos de los actores tenían compromisos teatrales anteriores y comprenderás que aquello era como completar un enorme y variado puzzle. Gracias al cambio climático tuvimos un tiempo estupendo en el otoño-invierno. Si hubiéramos rodado en el tiempo en el que transcurre teóricamente (primavera- verano) habría sido un infierno. Toda la técnica digital también ha sido muy útil para rodar en el interior de los vehículos. Con esta película he experimentado cosas que nunca había hecho.

- En el reparto ha contado con actores y actrices especializados en comedia de distintas generaciones. ¿Cómo ha sido la experiencia?
El reparto ha sido lo más bonito. Al haber tantos personajes protagonistas te daba unas posibilidades enormes. En el caso de los adultos he experimentado de todo; Parejas ya hechas (María Pujalte-Gonzalo de Castro), con otras impensables (Goya Toledo-Jorge Sanz). Parejas de guapos (Kira Miró-Santi Millán) con parejas de feos (Javier Cifrián – Juan Navarro) y personajes solitarios al límite como el de Ernesto Alterio y Rosa María Sardá. El personaje de Juanjo Puigcobé creció mucho en el rodaje, y tiene su momento de sorpresa. No todos eran actores de comedia, en el caso de Goya fue fantástico ver como cambiaba el chip. Con los niños trabajamos muchísimo el casting. Casi todos tenían ya bastante experiencia a pesar de su edad. Podía trabajar con ellos igual que con los adultos. En algunos casos (Ernesto Alterio y Adrián Portugal) ellos habían hecho un trabajo previo de conocerse, salir juntos. Esto es una ayuda enorme para un director.

- ¿Qué es lo que siempre ha tenido presente para que todas las historias de “Rivales” mantengan una cierta unidad?
La unidad era algo que me preocupaba muchísimo, ya desde el guion. Al final estoy más que contento con lo logrado. Creo que ha influido mucho la “cocción lenta” de todos los ingredientes. Muy importante el trabajo de Laura Cepeda con el casting y de José Luis Alcaine con la imagen, también las canciones y la música de Juan Bardem. Todo ello le ha ido dando unidad a la película.

- ¿Por qué ha dicho en alguna ocasión que “Rivales” es su comedia más salvaje?
Porque es una película sobre la violencia y el miedo. Los personajes mienten de forma natural para mantener su estatus normal de hipocresía. El consumo y las marcas están todo el rato presentes, las relaciones padre-hijo son bastante terribles. A los chavales se les inculca continuamente la filosofía del vencedor. Perder es lo peor que te puede pasar, hay que prepararse no solo para ganar sino para derrotar, aplastar, humillar.

- ¿La comedia sigue siendo un arma poderosa para mostrar la realidad?
Sin duda, creo que todas las grandes películas tienen elementos de comedia. La ironía sigue siendo la herramienta más afilada para hundir en la realidad. La ventaja de la comedia es que deja la puerta abierta al espectador. Cada uno pude descubrir cosas distintas y la obra se plantea solo como una posibilidad crítica de incidir en el mundo que nos rodea, que siempre está al borde del abismo.

- ¿Quién se va a ver reflejado en “Rivales” y no le va a gustar lo que ve?
Nadie, nadie se verá reflejado. Todos verán a los otros, a sus vecinos, a sus compañeros, o a sus cuñados. Y se reirán mucho con ellos. Somos especialmente hábiles para ver los defectos de los demás, especialmente de nuestros rivales. Hemos concebido la vida como un partido o como una carrera que hay que ganar como sea y a costa de lo que sea: ¡Sálvese quien pueda!

© On Pictures/abc guionistas

24/06/2008 22:51:07

También te puede interesar:

Te recomendamos leer:

Si te ha sido útil la noticia y deseas compartirla con más personas puedes hacerlo desde aquí, pulsando los botones.