19/09/2017


Noticias de guion

Drama conyugal francés "Jusqu'à la garde" salva la despedida de la competencia veneciana


 

La opera prima del francés Xavier Legrand, "Jusqu'à la garde" (Hasta la custodia), en esta última jornada competitiva de la Mostra de Venecia, ha dejado mejor sabor de boca que la despedida del paquete de producciones italianas, la coproducción con Bélgica y Francia "Hannah", drama introspectivo para mayor gloria de su omnipresente protagonista, Charlotte Rampling, seria candidata a la Copa Volpi este sábado.

Melodrama conyugal sobre situaciones frecuentes en los divorcios, donde los hijos sufren y son manipulados por ambas partes, "Jusqu'à la garde", escrita y dirigida por Legrand, sigue el enfrentamiento dentro y fuera de los tribunales de unos recién divorciados, por la custodia de su hijo menor. Ella no es capaz de aportar pruebas de la violencia de la que dice haber sido víctima de parte de su exmarido, y él convence con sus lágrimas al juez para que dictamine una custodia compartida. La sentencia no logra apaciguar las relaciones entre la pareja.

La virtud del film francés, protagonizado por Denis Ménochet y Léa Drucker, es ser capaz de transmitir la violencia soterrada, el miedo, las amenazas, sin perder objetividad ni buscar el amarillismo o la lágrima fácil. Los conflictos de pareja, que sacan a relucir lo peor del ser humano, y en los que los hijos son con frecuencia víctimas de la manipulación, cuando no directamente de la violencia -plantea el debutante cineasta galo, quien fue candidato al Oscar con un corto de la misma temática- se desarrollan paradójicamente en lugares, nuestras propias casas, donde creemos sentirnos a salvo.

Por su parte, el italiano Andrea Pallaoro se fue hasta Bruselas (cosas de las coproducciones) para contar con la complicidad de la gran actriz británica Charlotte Rampling la historia de soledad de una mujer, trabajadora de limpieza, que también es separada de su marido por el destino, pero esta vez por desavenencias conyugales, sino porque ha sido encarcelado por un crimen sin sentido. Su concepto del amor y la lealtad le hacen caer por la pendiente de la desesperación ante la ausencia de quien fuera su pareja por décadas.

Como buen melodrama intimista, en "Hannah" casi no pasa nada. Todo el peso y la credibilidad de la película recaen en la habitualmente estupenda Rampling, quien podría dar a la película su única recompensa posible, el premio a mejor actriz, ya que por lo demás, la cinta italiana es más bien plúmbea.

A pocas horas de conocer el palmarés, la impresión que ha dejado el cine italiano, con cuatro títulos injustificadamente en la competencia, es negativa. Sólo se ha salvado de la quema el insólito musical sobre la camorra napolitana "Ammore e malavita", de los Manetti Bros., para el que incluso algunos piden premio, lo que generaría cierto revuelo. El jurado, que preside la actriz estadounidense Annette Bening, no lo tiene fácil. Ojalá exhiba la valentía de reconocer el talento, la sensibilidad y el mensaje de la casi obra maestra del mexicano Guillermo del Toro "La forma del agua / The Shape of Water", a pesar de pertenecer a un género no tan apreciado en "sesudos" festivales como este. Lo veremos en la noche de este sábado.

abcguionistas

12/09/2017 08:50:58

También te puede interesar:

Te recomendamos leer:

Si te ha sido útil la noticia y deseas compartirla con más personas puedes hacerlo desde aquí, pulsando los botones.