22/02/2019


Noticias de guion

Enrique Urbizu debutará en Hollywood con el film sobre Pablo Escobar "Plata o plomo"

Urbizu y Escobar
Urbizu y Escobar

El realizador vasco Enrique Urbizu, triunfador en los Goya de 2012 con "No habrá paz para los malvados" debutará en Hollywood con la película "Silver or Lead" ("Plata o plomo"), que producirá Relativity Media a partir de un guion del escritor británico afincado en la española Costa del Sol Piers Ashworth, sobre la captura y muerte del conocido narcotraficante Pablo Escobar, y su relación con el general Hugo Martínez Poveda, quien durante años fue el responsable de las operaciones colombianas contra el delincuente.

"Piers Ashworth ha escrito un guion extraordinario que captura todos los más inquietantes aspectos de la vida de Pablo Escobar, combinados con un relato clásico de enfrentamiento entre dos enormes personajes, que se detienen ante nada para conseguir sus respectivos objetivos", ha dicho Urbizu en un comunicado enviado a la prensa industrial estadounidense.

El título de la película hace referencia a la tantas veces repetida "¿Plata o plomo?", que se dice repetía el líder del cartel de Medellín para dar a elegir entre ser comprado con sus narcodólares o morir a manos de sus sicarios. El propio oficial de la policía Martínez recibió una oferta de 6 millones de dólares para abandonar su misión de detener a Escobar.

Muchos han sido los proyectos en Hollywood relacionados con el narcotraficante colombiano más famoso, quien resultó muerto en una operación apoyada por Estados Unidos hace veinte años, y Relativity Media compró en su día los derechos del libro de Simon Strong "Whitewash: Pablo Escobar and the Cocaine Wars", y antes de que Ashworth entrara en juego, encargó un primer libreto a Michael Kane.

En noviembre del año pasado se anunció que el actor puertorriqueño Benicio del Toro interpretará al famoso "capo" del narcotráfico colombiano en la película europea "Paradise Lost", que ha escrito y dirigirá el actor italiano Andrea Di Stefano en su debut tras la cámara. El astro boricua se confrontará en este film a su colega y amigo Josh Hutcherson, a quien "Beno" dirigió en la reciente "7 días en La Habana".

Se trata de una ambiciosa producción de 25 millones de dólares que se filmará durante 11 semanas en Panamá en las próximas semanas aunque la acción teoricamente tiene lugar en Colombia. El personaje de Hutcherson es Nick, un surfista que en una visita a su hermano en el país suramericano se enamora perdidamente de una hermosa muchacha, que resulta ser... sobrina del enemigo público número uno Pablo Escobar, interpretado por Del Toro. Y resulta que esta historia no es fruto unicamente de la imaginación de Di Stefano, porque tiene una base real.

El año pasado Escobar dio mucho que hablar tras el suceso nacional e internacional de la serie televisiva colombiana "Escobar, el patrón del mal", cuyo debut tuvo una audiencia de 11 millones de televidentes en el país. En los Estados Unidos, desde la eliminación física de Escobar, se produjeron diversos intentos de contar su historia, y especialmente esa operación para acabar con su vida en su propio feudo. Todos ellos acabaron aparentemente en vía muerta. El último, surgió en 2011, de la mano de Brad Furman ("El inocente / Culpable o inocente"), quien contaba con un guion de Matt Aldrich ("Cleaner"), pero no se volvió a hablar de él y el realizador ya tiene otro film entre manos.

Antes que él cineastas de la talla de Oliver Stone y Joe Carnahan intentaran inutilmente por años poner en marcha proyectos similares, lo mismo que Antoine Fuqua y otros productores, directores y actores. La principal base de trabajo sobre Escobar en Hollywood fue la muerte del "narco" y el libro del periodista Mark Bowden "Killing Pablo", publicado a principios de la pasada década, que desmenuzaba la gran operación supervisada por la Administración norteamericana para ultimar en 1993 a Pablo Emilio Escobar Gaviria, el más importante "exportador" de cocaína colombiana, máxima figura del cartel de Medellín y séptima mayor fortuna del mundo, en su momento de mayor esplendor.

A Escobar se le adjudicó la responsabilidad última del asesinato en su país de tres candidatos presidenciales, un ministro de Justicia, un Procurador General, varios jueces y periodistas, además de centenares de policías colombianos. Fue necesario más de un año de colaboración entre EEUU y el gobierno colombiano, en el que se emplearon métodos de dudosa legalidad, para localizar y asesinar al "narco" más famoso de la historia en su propia ciudad de Medellín. La operación se llamó "Heavy shadow" (Sombra Pesada), y en ella se invirtieron cientos de millones de dólares. Sin embargo, nunca se reconoció la participación de EEUU en la muerte de Escobar, quien fue acribillado a balazos oficialmente por fuerzas militares y policiales colombianas el 2 de diciembre de 1993, cuando tenía 44 años.

abcguionistas

06/03/2013 21:19:26

También te puede interesar:

Te recomendamos leer:

Si te ha sido útil la noticia y deseas compartirla con más personas puedes hacerlo desde aquí, pulsando los botones.