19/04/2019


Noticias de guion

La autora de "50 sombras de Grey" quiere probar como guionista en las próximas secuelas

James, con Dornan
James, con Dornan

La productora y escritora británica E.L. James tiene 300 millones de razones para exigir más control sobre las secuelas de la adaptación de su saga best seller "50 sombras de Grey / Fifty Shades of Grey", tantas como billetes verdes ha recaudado la película sobre las relaciones "especiales" entre el multimillonario Christian Grey y la becaria Anastasia Steele en todo el mundo sin siquiera cumplir una semana en los cines. Que habrá al menos dos films más (tantos como novelas) es un secreto a voces, aunque Universal no lo ha confirmado aún oficialmente, y James, que se mostró ya como hábil negociadora hace tres años cuando los estudios hacían cola ante su puerta, quiere hacer oir sus exigencias.

Variety detalla que hace tiempo que las discusiones están en marcha entre la escritora y Universal, y si no existe todavía anuncio oficial sobre "Fifty Shades Darker" es precisamente porque no hay acuerdo. Para el estudio, James es una roca en el zapato. Sus relaciones durante la producción de la película erótica que arrasa actualmente en las salas del mundo libre con la directora Sam Taylor-Johnson y la guionista Kelly Marcel no fueron las mejores, y ambas quedarían descartadas para las secuelas. De hecho, se rumorea que la autora británica, a la que este fenómeno surgido de un blog ha hecho multimillonaria, desea ser ella misma la guionista, algo que no hace gracia al estudio porque retrasaría todo el proceso, dada su inexperiencia en este terreno, y Universal está empeñada en recoger nuevos huevos de oro marca Grey en no mucho más de un año.

Sin embargo, para Variety la idea de que el próximo San Valentín 2016 haya una nueva película es impensable, por falta material de tiempo, ya que por mucho que los actores han firmado contratos para retomar sus papeles principales, adaptarse a sus agendas, escribir el guion, buscar nuevo director o directora, haría más realista pensar en una fecha idéntica, pero del año siguiente, o sea 2017.

Lo interesante de todo este asunto es saber cuán lejos podrá llegar E.L. James, quien en la película actualmente en cartel recibió el crédito de "productora" y tenía opción de aprobar el elenco y el libreto, lo cual provocó ese mal ambiente antes citado con la directora y la guionista. La primera, Taylor-Johnson, tuvo que tragarse su orgullo durante la promoción de la película al fotografiarse en grupo con la escritora, pero en algunas declaraciones admitió que habían chocado en numerosas ocasiones y que la autora no acababa de admitir que una película es distinta de una novela, agregando que la idea de repetir la experiencia no le seducía nada.

Con la guionista Kelly Marcel también surgieron problemas, aunque en ellos tuvo que ver Universal. Según cuenta Variety, James la invitó a trabajar con ella en su propio hogar londinense, pero las desavenencias surgieron cuando su primer borrador (en el que ambas habían participado) fue rechazado por el estudio que lo consideró excesivamente erótico, y exigió tijera. A Marcel le tocó recibir fuego por ambos lados y en cuanto cobró el cheque se borró de cualquier participación en la promoción de la película. Adicionalmente, Universal contrató a Patrick Marber para retocar el guion.

Antes, otras figuras literarias como las autoras de las sagas "Crepúsculo" y "Harry Potter" tuvieron que aceptar prevendas bastante limitadas en el aspecto creativo de las adaptaciones de sus obras, pero E.L. James sabe cuanto poder tiene en este momento y fue hábil para no vender "todo el pescado" antes de que la primera película llegara a los cines. "50 sombras de Grey / Fifty Shades of Grey" se apresta a mantener su liderazgo en las salas norteamericanas por segunda semana consecutiva. Se trata de una saga relativamente barata (no tiene efectos digitales ni requiere de grandes estudios, miles de extras o paisajes exóticos), y pasará de los 500 millones en no mucho más de una semana, así que es un diamante demasiado preciado para no seguir puliéndolo. Y no olvidemos que el dinero es un pegamento capaz de soldar cualquier relación hecha añicos.

abcguionistas

20/02/2015 23:18:51

También te puede interesar:

Te recomendamos leer:

Si te ha sido útil la noticia y deseas compartirla con más personas puedes hacerlo desde aquí, pulsando los botones.