billy wilderbilly wilderbilly wilder Matthew Weiner habla sobre "Mad men", serie que lanzará Cuatro en abierto

03/12/2020


Noticias de guion

Matthew Weiner habla sobre "Mad men", serie que lanzará Cuatro en abierto

Weiner
Weiner

Después de un primer estreno en Canal+ (sólo para abonados a la plataforma digital de pago), Cuatro, perteneciente al mismo grupo mediático PRISA, estrenará en abierto tras el verano la prestigiosa serie "Mad men", creada por el guionista Matthew Weiner, y que describe las historias de diversos personajes que en los primeros años 60 coinciden en una agencia de publicidad neoyorquina. Un mundo conducido por el ego y cuyos protagonistas harán un arte de la venta después de haber vendido ya sus propias vidas. Weiner es además productor ejecutivo de esta serie protagonizada por Jon Hamm ("Cuando éramos soldados"), Elisabeth Moss ("El Ala Oeste de la Casa Blanca") Vincent Kartheiser ("Angel"), January Jones ("We Are Marshall") y Christina Hendricks ("Kevin Hill").

"Mad Men" -acompañada por una ciudadísima ambientación, envuelta en constante humo de cigarrillos y sonido de vasos de whisky que chocan entre sí- es la mirada a los hombres que dieron forma a las esperanzas y sueños diarios de los americanos de la época. En 1960 la publicidad era considerada una de las profesiones con más glamour de la época. Es un momento de gran ebullición en todos los sentidos; la manipulación profesional y el acoso sexual son parte del trabajo y de los negocios. Sterling Cooper Advertising diseña mejor que nadie las campañas de publicidad... tanto para empresas de tabaco como para candidatos políticos.

Mathew Weiner cuenta en Pizquita.com los secretos de la serie que le ha mantenido en lo más alto del panorama televisivo después de su triunfo con "Los Soprano": "A pesar de que acabé el guion del piloto de Mad Men hace unos seis años, mi fascinación por el Nueva York de mediados del siglo tiene una historia más larga. Recuerdo cuando leí 'El guardián entre el centeno' e imaginaba el encanto de encontrarte con alguien bajo el gran reloj de la estación Grand Central. Más tarde, descubrí el mundo de John Cheever salpicado de apio y cocktails. Cuando finalmente vi 'El apartamento' de  Billy Wilder , me di cuenta que esa época y su pensamiento me hablaban directamente. Una América que se jacta del éxito y que sin embargo era muy insegura en su esencia. Los hombres parecían recién salidos de una jaula, muchos habiendo sobrevivido la guerra, y las mujeres se debatían entre lo que se esperaba de ellas o seguir su propio camino.

Tras la experiencia única de leer 'El sexo y la mujer soltera' de Helen Gurley Brown y 'La mística femenina' de Betty Friedan en la misma semana, me di cuenta de que los hombres de verdad tenían todo el poder, y las mujeres estaban imaginando qué hacer con esa información.

Me pareció claro en todas estas obras, que en esa época,la publicidad era una obsesión nacional. Madison Avenue era el objeto y el escenario de variedad de entretenimientos. El publicista era una persona hábil, de mucha labia, atractivo, que odiada la autoridad. Un tipo fácil pero duro y lo más importante, adoraba a las mujeres y se daba un capricho siempre que tuviera la ocasión.

La publicidad refleja mucho de cualquier sociedad. Nos muestra nuestro sentido del humor, nuestros peores miedos, nuestros ideales. Consideré todo esto y me di cuenta que aunque hemos cumplido 50 años como país, todavía seguimos luchando contra los mismos asuntos. Y no sólo el racismo y el sexismo. Luchamos con nuestra fidelidad, nuestra ambición y, probablemente más que con nada, con nuestra identidad. Hemos aprendido a enmascarar estos temas a través del lenguaje y un ligero mejor comportamiento, pero todavía los sentimos.
www.pizquita.com

El piloto lo escribí de noche cuando trabajaba como guionista y productor de la serie 'Becker', y surgió no sólo de hacerme preguntas sobre mi carrera, sino sobre quién era yo como persona. Pasó inadvertido durante dos años antes de que se lo enviara a David Chase, creador de 'Los Soprano'. Me contrataron inmediatamente, y tras cuatro años y medio de trabajo en 'Los Soprano', inmediatamente comencé a trabajar en la producción de Mad Men.

Creo que la serie es muy realista con el periodo. Pero lo realmente extraordinario es que si quitas todo el envoltorio (las faldas, las medias, las reuniones llenas de humo), los personajes siguen pareciendo extremadamente contemporáneos.

En Mad Men, nos esforzamos en todos los aspectos de la producción para proporcionar la máxima exactitud con la época, lo cual fue complicado porque pocos de nosotros la había vivido. Pero, con un poco de suerte, viendo esta serie, nos veremos a nosotros mismos y reconoceremos una parte de nuestras vidas en las historias y sentiremos algo increíble. Para mí, eso es lo que significa ser entretenido."

Matthew Weiner ganó un premio Emmy en 2004 por "Los Soprano" y en ese mismo año consiguió otra nominación con el co-guionista Terence Winter. En 2007 ganó el Writers Guiad Award (TV) y en 2005 el PGA Goleen Laurel Award. En la última edición de los Globos de Oro, la serie creada por Weiner sobre el mundo de la publicidad en el nueva York de los años 60 consiguió el premio en las categorías de Mejor Serie Dramática y Mejor Actor Protagonista para Jon Hamm.

© abc guionistas

21/07/2008 11:06:42

También te puede interesar:

Te recomendamos leer:

Si te ha sido útil la noticia y deseas compartirla con más personas puedes hacerlo desde aquí, pulsando los botones.