17/10/2019


Noticias de guion

abcguionistas abre, en colaboración con Gravina abogados, un nuevo servicio: asesoría jurídica para guionistas, productoras y cadenas de TV.

Tomás Rosón
Tomás Rosón

Esta asesoría Jurídica será realizada por Gravina Abogados, de Madrid, integrada en nuestro Portal y personificada en su especialista Tomás Rosón, prestigioso y conocido jurista, experto en derechos de autor y con la experiencia que brinda el haber redactado más de 400 contratos de guion de audiovisuales.

El equipo de abogados está constituido por Ana Noguerol, Amparo Plá, Gabriel Gómez Ramírez, Raúl Curto y el propio Tomás Rosón. Cada uno de ellos con una formación especializada, que les permite prestar un asesoramiento integral en todas las áreas jurídicas afectadas: propiedad intelectual, propiedad industrial, derecho civil y mercantil en general, derecho laboral, derecho administrativo, derecho penal, disciplinas todas ellas relacionadas con la propiedad intelectual.

Actualmente, el servicio sólo está disponible para guionistas, productoras o cadenas de televisión que trabajen u operen en España.

ASPECTOS GENERALES:

Hay asuntos relativos al guion en los que resulta necesaria o conveniente la asistencia jurídica especializada, tanto para el guionista como para la productora o cadena.

Aspectos conflictivos de los derechos de autor, como el alcance territorial y temporal de tales derechos, excepciones a los mismos, efectos de la inscripción en el Registro de Propiedad Intelectual, conexiones con otras disciplinas (como las que regulan la publicidad y el derecho al honor, intimidad y propia imagen de terceros), protección de las ideas mediante cláusulas de confidencialidad, y muy especialmente la redacción de los contratos, son algunos de los puntos que tanto el productor como el guionista han de tener en cuenta, máxime cuando el contrato entre estos últimos es la piedra angular de la que depende el posterior desarrollo del proyecto, hasta el punto que si aquél está erróneamente planteado puede imposibilitar la realización de éste.


SI ERES GUIONISTA:

Necesariamente muestras tus historias o las “cuentas”, porque lo que deseas es ceder derechos de tus guiones. Sin embargo, las ideas no son protegibles.

¿Cómo puedes protegerte?

¿Conoces el alcance y los efectos del Registro de la Propiedad Intelectual?

¿Conoces las cláusulas de confidencialidad y otras medidas que pueden adoptarse para que tus expectativas no se vean defraudadas por acontecimientos imprevistos, tales como plagios o "inspiraciones no deseadas"?

Puede ocurrir también que tu guion haya interesado a un productor y este te ofrezca un contrato para que lo firmes.

¿Conoces el alcance exacto de todos los puntos que en él se exponen?

¿Estás seguro de que en él están explicitados todos los aspectos importantes para tus intereses?

¿Sabes por ejemplo que los Derechos de Remuneración sólo existen en algunos países y que en estos no siempre son los mismos ni operan en las mismas condiciones?

¿Podrías asegurar que el contrato está perfectamente planteado y soluciona "a priori" posibles futuros conflictos?

El contrato Productor-Guionista es la piedra angular de la que depende el desarrollo posterior del proyecto, y si está mal planteada puede llegar a imposibilitar su realización.


SI ERES UNA PRODCUTORA O CADENA DE TV

Cuando el Productor o Cadena de TV decide contratar a un guionista para el desarrollo en cualquier fase de un guion, o cuando desea adquirir los derechos de un guion que le interesa, siempre ha de mediar entre él y el guionista un contrato.

Y ese contrato, piedra angular de la que depende el desarrollo posterior del proyecto, ha de estar perfectamente planteado para que, además de respetar los derechos del guionista, vele por los intereses del Productor o Cadena de TV y solucione "a priori" posibles futuros conflictos.

Un contrato mal planteado, y especialmente el contrato con el guionista, puede llegar a imposibilitar la realización del proyecto.

Además, el Productor o Cadena de TV es con cierta frecuencia quien genera la idea de lo que más tarde será una obra audiovisual. Y ha de contársela a un guionista para que éste escriba el guion. Sin embargo, las ideas no son protegibles. Entonces, ¿cómo evitar que nadie se apodere de la idea? Es necesario conocer el alcance y las limitaciones del Registro de la Propiedad Intelectual, la utilidad de las cláusulas de confidencialidad y otras medidas que pueden adoptarse.


Para más información, precios, presupuesto, dirección, teléfono, mail, contacto, etcétera, pinchar aquí




21/05/2005 18:30:15

También te puede interesar:

Te recomendamos leer:

Si te ha sido útil la noticia y deseas compartirla con más personas puedes hacerlo desde aquí, pulsando los botones.