04/01/2011 - 19 usuarios online


Noticias de guion


El uruguayo Ricardo Fernández Blanco, ganador con "Paisito" del III Premio de Guion Julio Alejandro

Darín
Darín

El uruguayo afincando en Madrid Ricardo Fernández Blanco (Montevideo, 1961) se alzó este jueves noche en Valladolid con el III Premio de Guion Julio Alejandro para largometraje por su obra "Paisito". El fallo del jurado, presidido por el cineasta Manuel Gutiérrez Aragón, se produjo tras una reñida ronda de ponencias a cargo de los cinco finalistas, seleccionados previamente entre los autores de un total de 250 guiones. Fernández Blanco obtiene los 50.000 euros que contempla este premio convocado por la Fundación Autor y la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE), y que cada año se resuelve dentro de las actividades programadas en la Seminci de Valladolid. Los otros finalistas del Julio Alejandro fueron Macu Tejera, José Gamo Suárez, Vicente Pérez Herrero y Jorge Solé Nicolás.

Los cinco guiones finalistas del III Premio de Guion Julio Alejandro obtuvieron apoyos por parte de los miembros del jurado y su resolución no fue tarea sencilla. De hecho, durante las deliberaciones el jurado llegó a plantearse la posibilidad de entregar varios accésit, aunque la ausencia de esta fórmula en las bases del certamen lo impidió. “Pudiera parecer un tópico”, afirmó Manuel Gutiérrez Aragón, “pero el nivel de todos los guiones presentados ha sido realmente alto y todos ellos han obtenido votos, aunque sólo uno podía llegar al final”. Además del cineasta cántabro y presidente de la Fundación Autor, el jurado de este año estuvo compuesto por el productor y director de cine Gerardo Herrero, el guionista y miembro de ALMA (Autores Literarios de Medios Audiovisuales) David Muñoz, el responsable de Contenidos de TVE Salvador Agustí y Guadalupe Rilova, de Globomedia.

La obra ganadora, "Paisito", del uruguayo Ricardo Fernández Blanco, es una historia de amor y amistad ambientada en los tiempos oscuros de la dictadura uruguya de los años 70, donde dos amigos y sus respectivas familias se ven obligados a experimentar situaciones emocionales extremas. La película se guía a través del romance entre los hijos de los dos amigos, Toxo y Rosana, que se ven afectados por la divergencia de ideas de sus padres, uno policía y demócrata, y otro zapatero, gallego y republicano. El guion ofrece varios saltos en el tiempo y refleja toda la crudeza emocional de las gentes que se ven abocadas a traicionar la amistad para preservar sus ideales y salvar el amor hacia sus hijos.

“¿Quién podía mantenerse al margen en el Uruguay de 1971?”, se pregunta y responde Fernández Blanco: “En aquellos momentos, Uruguay, la Suiza de América, es la campeona de las desigualdades. Su famosa democracia y sus millones de cabezas de ganado no pueden ocultar el descontento del pueblo, la corrupción endémica de los políticos, los tupamaros, los milicos o el golpe de estado que ya se sabe que van a dar. Y el fútbol, porque en el Paisito el fútbol lo es todo, incluso en la guerra”.

El guionista se alza así con los 50.000 euros que estable el Julio Alejandro, y que recibirá una vez finalizado el proceso de desarrollo del guion. Además, Fernández Blanco dispondrá de tres meses para promocionar el proyecto entre los distintos profesionales de la industria cinematográfica, una tarea para la que se cuenta con un máximo de 10.000 euros adicionales.

“No tengo la más mínima intención de dirigir la película”, comentó el uruguayo tras recibir el premio, “aunque en algún momento de la escritura ya tenía actores en la cabeza, como Ricardo Darín, que creo podría hacer un magnífico trabajo con el papel del policía Roberto, el padre de Rosana”. Y señaló: “Realmente mi guion no ofrece nada nuevo que no se haya contado ya, aunque sí es cierto que nunca se ha hecho nada desde la perspectiva uruguaya. Por la parte que me toca, es algo de lo que sí puedo enorgullecerme”.

A la convocatoria del III Premio Julio Alejandro para Largometraje concurrieron un total de 250 obras, el 25% de las cuales procedía de Latinoamérica. Junto a Ricardo Fernández Blanco, a su fase final llegaron los guiones de Macu Tejera (Un mal recuerdo), José Gamo Suárez (Eve), Vicente Pérez Herrero (La reina negra) y Jorge Solé Nicolás (El salario del corredor). Todos ellos coincidieron en la importancia de de este tipo de certámenes que estimulan y apoyan la escritura cinematográfica, algo que el autor uruguayo se encargó de recalcar: “En España la profesión de guionista sigue siendo una causa pendiente y muy pocos podemos vivir de nuestro trabajo. Es por ello que aplaudo iniciativas como las del Julio Alejandro”.

Ricardo Fernández Blanco nació en Uruguay hace 44 años, en el seno de una familia de inmigrantes gallegos. A los 18 años, y como consecuencia del golpe de estado en Uruguay, se traslada a Madrid, donde estudia arte dramático y dramaturgia en la RESAD y completa su formación con un máster en historia y estética del cine en la Universidad Autónoma y una diplomatura en guion de cine y televisión de la Comunidad de Madrid.

Tras una estancia de cinco años en Estados Unidos, donde escribe, protagoniza y dirige cinco espectáculos de teatro, el artista regresó a Madrid, donde actualmente desarrolla su labor como escritor cinematográfico y poeta. Ahora su nombre se suma al palmarés del Julio Alejandro, un premio que, en sus dos ediciones anteriores, recayó en el navarro Félix Viscarret, por su obra "Todos los veranos" (2004), y la pareja escritora formada por el madrileño Luis Alberto Arranz y el leonés Telmo Fernández, por su guion "El afinador" (2003), ninguno de los cuales se ha llevado al cine por el momento.

© abc guionistas

29/10/2005 06:56:22