07/09/2011 - 12 usuarios online


Noticias de guion


La presentadora Patricia Conde admite que sin un guion "no soy nada"

Conde
Conde

El diario El Mundo ha entrevistado a la presentadora televisiva del exitoso programa de TV de la cadena privada española La Sexto "Sé lo que hicistéis...", Patricia Conde, inmersa en la grabación de su programa número 100. En sus declaraciones, que aquí extractamos, reconoce que la chispa del espacio está en sus guiones.

- "Sé lo que hicistéis..." cumple 100 programas. Termina el periodo de cortesía. ¿Teme las críticas?
No, nunca. Nada en absoluto. Nos dan igual, lo juro.

- Venga, ¿seguro que no las hace ni caso?
Que no, que no, que paso. Somos así, en general todo el equipo.

- ¿De quién está harta?
De nadie. Les quiero muchísimo a todos.

- ¿Cuántas horas puede consumir el ser humano de "corazón" sin que afecte al cerebro?
Hombre, pues es que yo no consumo nada. Solamente veo los vídeos que seleccionan los "chicos de la cueva" (los encargados de rastrear el resto de canales en busca de los vídeos), igual que Ángel (Martín), e igual que todo el equipo que hace el programa. No solemos ver este tipo de programas. En el equipo somos gente joven, modernos y con unos valores en la vida, por lo tanto tenemos otras cosas mejores que hacer que escuchar tirados durante horas en el sofá lo que dicen estos programas de "corazón".

- ¿Qué siente cuando hablan de usted en esos programas?
No sé, no me altera en absoluto porque no me conocen, no saben cómo soy. No les doy entrevistas, no les dejo ver cómo soy en realidad. Imagino que hablan de un personaje. Como ni siquiera lo veo, no me preocupa lo más mínimo. Pueden hablar lo que quieran, porque ellos, en el fondo, jamás sabrán lo que pienso yo, Patricia Conde, no mi personaje.

- ¿Es peor el que hace programas de "corazón" o el que los utiliza para ganar audiencia?
No es que lo vea mal, es que, sencillamente, yo no lo haría. No comparto sus puntos de vista ni comparto su forma de vida ni los principios ni los valores que puedan tener las personas que los hacen o que se prestan o los que andan en este circo. Nunca me acercaría y nunca me acercaré. No sé cómo lo hacen, no entiendo por qué lo hacen. Yo creo que podrían hacer otro tipo de programas, porque está visto que el espectador consume lo que le ponen. Es decir, que si a las 15.30 horas tiene donde elegir y elige ver corazón es porque se lo están ofreciendo. Si le ponen una serie, aunque sea repetida, lo ve igual. El espectador nunca va a apagar la tele.

- ¿Los presentadores tienen que ser estrelllas?
No, ¿por qué? Para mí es una persona más. Yo cuando hablo de mis compañeros son todos, no sólo Ángel, Miki o Pilar. Mis compañeros son todo el equipo de producción, todo el equipo de peluquería y maquillaje, sonido, los directores... Son compañeros, desde la que me viste hasta la que me peina, pasando por la que me llama para citarme al día siguiente. No entiendo por qué la gente tiene que tener como estrellas a gente que se dedica a esto. Para mí es un trabajo más. Yo termino de currar y me voy al supermecado, a la tintorería y me voy a mi casa. No voy de estrella por la vida ni tengo a gente que me haga las labores del hogar. Si al final todos nos vamos a morir, estamos aquí un ratito nada más. Esas cosas me parecen vanidad y creo que la vanidad y la felicidad son cosas incompatibles. Es verdad que hay periodistas que se creen estrellas, pero también hay peluqueros estrellas que se piensan que son inmortales.

- ¿Qué aporta a los guiones?
Sin un guion no soy nada. Cuando no hay guion, por el motivo que sea, hacemos lo que podemos. Mientras yo hago los sketchs o me preparan para el programa hay un equipo de guionistas que están escribiendo. Ellos son los que crean mi personaje. Me adapto a un guion, realizo, en la medida de lo posible, lo que ellos escriben. Yo soy la actriz. Es verdad que si las circunstancias lo permiten, hay improvisación: mis caretos, mis cosas, mis locuras... Pero, en general, todo va a estar siempre en el guion, y yo lo hago porque está en el guion.

- ¿Separa con facilidad el personaje de la persona?
Sí, por supuesto. Hay que saber separar el trabajo de tu vida privada. No tiene nada que ver. Los guionistas lo controlan a la perfección y yo sé cuando tengo que frenarme y salirme para hablar, por ejemplo, de una noticia más seria.

- ¿Siente la responsabilidad de haberse convertido en una de las señas de identidad de laSexta?
Si piensas mucho en eso, y te recreas, al final olvidas otras cosas. Y yo no me quiero olvidar. Sé que estamos ahí, que despuntamos, qué porcentaje de audiencia tenemos, pero no me considero la mejor de la clase. Hoy va muy bien, pero mañana puede no ir tan bien. Soy realista, tengo los pies en el suelo.

© abc guionistas

13/10/2007 10:34:21