13/12/2010 - 18 usuarios online


Noticias de guion


Muere Luigi Comencini, creador de la "Comedia a la italiana"

Comencini
Comencini

La mayor parte de los historiadores de cine le consideraban el padre fundador de la que vino a llamarse "comedia a la italiana", una manera algo más optimista de ver la postguerra que fue contemporánea del neorrealismo pero se prolongó mucho más allá en el tiempo. Luigi Comencini ha fallecido en Roma este viernes a los 90 años, tras una larga enfermedad. Aunque se le ha relacionado sobre todo con el humor, tocó todos los géneros, con especial dedicación a la infancia. Fue autor de la teleserie Pinocchio, y su última presencia tras la cámara fue precisamente con el "remake" de un film español con niño protagonista, Marcelino, pan y vino, en 1991.

Cerca de una cincuentena de películas -en su gran mayoría con guiones propios- conforman su herencia, protagonizadas por todas las grandes estrellas del cine italiano: Vittorio De Sica, Gina Lollobrigida, Nino Manfredi, Totò, Virna Lisi, Gian Maria Volontè, Alberto Sordi, Claudia Cardinale, Silvana Mangano, Marcello Mastroianni, Vittorio Gassman...

Aunque había realizador un documental, La novelletta, antes de la II Guerra Mundial, en 1937, este arquitecto de formación convertido en crítico de cine no debutó propiamente en la ficción hasta después de la Liberación, y tuvo su primer éxito dirigiendo a Totò en L'imperatore di Capri. Suya fue la considerada primera cinta de esa Comedia a la italiana, que unió a un veterano De Sicca con una joven y apetecible Lollobrigida, Pan amor y fantasía (1953), premiada en la Berlinale, que tuvo una secuela al año siguiente llamada Pan, amor y celos.

En los 60 y 70 se asienta como uno de los grandes y más populares cineastas italianos, con films como Todos a casa, A caballo del tigre, El comisario, El camarada Don Camilo, Infancia, vocación y primeras experiencias de Giacomo Casanova, veneciano, Sembrando ilusiones (con Bette Davis), La mujer del domingo, El gran atasco... A principios de los 70 hace historia en TV con su versión en formato mini-serie de Pinocchio, la cual fue muy programada por las cadenas europeas.

En sus últimos años de carrera frecuentó más la pequeña pantalla y hasta se atrevió a filmar una ópera, La Boheme, protagonizada por Barbara Hendricks y Josep Carreras. Decidió retirarse tras filmar en 1991 una nueva versión del clásico del cine español Marcelino pan y vino, que dirigiera Ladislao Vajda en 1955. Coproducida por Francia, Italia y España, con un guió suyo coescrito con Ennio De Concini, contó con la participación de Fernando Fernán Gómez y Alfredo Landa en sendos papeles de frailes.

© abc guionistas

08/04/2007 21:17:26