15/07/2013 - 45 usuarios online


Noticias de guion

Cannes: Impacta Amat Escalante con "Heli" y decepciona Ozon con "Jeune et jolie"

Escalante, entre sus dos actores
Escalante, entre sus dos actores

Decepción el día de la apertura, el miércoles, con "El Gran Gatsby" y despegue también demasiado tibio en la primera jornada competitiva, la de este jueves. A Cannes 66 le cuesta arrancar. Las dos cintas con las que se inicia la carrera por la Palma de Oro tenían bastante de provocador sobre el papel: una historia de violencia en el México contemporáneo y otra de una joven que se prostituye sin necesidad ni vocación. La del mexicano Escalante, "Heli" sí impactó a muchos por su grafismo, algo que no es nuevo en el autor de "Los bastardos", pero dividió a los críticos, mientras que la francesa del prolífico y ecléctico François Ozon "Jeune et jolie" supo a poco, y en su caso no escandalizó a nadie.

En Guanajuato, donde reside, el mexicano nacido en Barcelona Amat Escalante, ha situado la acción de "Heli", donde una familia sufre sin buscarlo todo el fragor de la violencia cotidiana en el país, las luchas entre delincuentes y policías, y entre los propios sicarios entre sí, con escenas de torturas que el "pupilo" de Carlos Reygadas muestra sin el menor pudor, según él para llegar más profundo al corazón del espectador. Más bien al estómago, diríamos nosotros, a tenor de las miradas bajas de más de uno en el patio de butacas.

Asegura el autor de "Sangre", cuyos tres films hasta la fecha han pasado por el certamen de la Costa Azul (aunque éste es el primero en competir por la Palma), que en su película queda un espacio para la esperanza, aunque al final sus excesos en la pornografía de la violencia sean los que más queden en la memoria del espectador.

Para Ozon las expectativas eran superiores. No en vano se trata de uno de los cineastas locales más internacionales, con una variedad de temas y géneros, y una irregularidad de resultados, aunque siempre la posibilidad de ofrecer algo interesante. Tras una década de alejamiento de este festival, en la cual sin ir más lejos obtenía la Concha de Oro en San Sebastián con "En la casa", vuelve cual hijo pródigo para contarnos otra historia de adolescencia, esta vez femenina. Es sin duda sugerente "Jeune et Jolie" (Joven y guapa), pero no llega a convencer del todo por esos "agujeros" que quedan en la historia, conscientes y buscados, según el realizador, para que el público los rellene, aunque no sea tan fácil.

Nos cuenta la historia de una chica en cuatro estaciones del año. A los 17, Isabelle (Marine Vacth) vierde la virginidad de una manera nada placentera, pero sorprendentemente, unos pocos meses después, y a pesar de pertenecer a una familia acomodada y tener sus necesidades cubiertas, decide dedicarse a la prostitución. ¿Por qué? Es una pregunta a la que Ozon no responde en su nuevo trabajo. No es que la chica sea ni de lejos una ninfómana vocacional en busca de experiencias y satisfacciones. Habría que admitir lo que en persona el cineasta francés apuntaba tras la proyección, que más bien todo es una metáfora sobre la dificultad de la adolescencia y el paso a la edad adulta.

Tampoco es que podamos hablar de una jornada de disconformidad, porque tanto "Heli" como "Jeune et jolie" recibieron algunos aplausos, en sus proyecciones de prensa, pero sí supieron a poco ambas propuestas.

abcguionistas

16/05/2013 18:34:30